Español (ES)
Usuario anónimo
Iniciar sesión | Regístrate gratis
Echoes of Fantasy
Grupo
CERRADO
/ Formado por 24 miembros
Temática:

VideoJuegos

Echoes of Fantasy
Algún día... algún día los videojuegos dominarán el mundo!!

Unirme al grupo

Reportar abuso

Foro del grupo

Tema cerrado
Foro Echoes of Fantasy
Por Samanosuke0154392
Hace 2 meses / Respuestas: 0 / Lecturas: 10

[Análisis][Switch] Leyendas Pokemon: Arceus

...
¿Qué tal gentucilla?

Tras completar, digamos que más o menos, uno de los juegos más polémicos de los últimos años dentro del catálogo exclusivo de la híbrida de Nintendo, creo que ya es momento de dar mi opinión al respecto. La cual no creo que os vaya a pillar desprevenidos, pues varias son las veces que ha hablado al respecto aquí en el grupo, aunque hoy lo haremos mucho más en profundidad. Viendo las cosas buenas, que por supuesto las tiene, pero también las malas, que quizá nos lleven un rato. Pero bueno, no adelantemos acontecimientos y comencemos con este...

[Análisis][Switch] Leyendas Pokemon: Arceus
...
...
...
...

Para una franquicia como Pokemon, que nunca ha estado especialmente preocupada por contarnos nada más allá de la simple aventura de un jovenzuelo entusiasta, a excepción de alguna honrosa entrega como las ediciones blanca y negra de NDS, presentar una nueva entrega con un componente narrativo tan marcado como el que nos ocupa es, cuanto menos, curioso. Y es que desde el mismo inicio ya notaremos que las "cinemáticas" y demás conversaciones con las que se nos irá poniendo en contexto serán notablemente largas. El juego no busca poner una simple excusa con la que lanzarnos de cabeza a la aventura, como venía siendo habitual, sino que realmente intenta, y repito lo de INTENTA, contarnos algo, otorgar algo más de profundidad a su conjunto, desarrollar más exhaustivamente a sus personajes y dar un mayor sentido a su mundo.

Es encomiable el esfuerzo por presentar unos personajes, tanto principales como secundarios, que tengan un mínimo de carisma y con los que realmente se pueda llegar a enfatizar de alguna manera. Lavender, Sorbus, Selena, Luka/Kira, Nákara, Adamas, Volus... son buenas muestras de ello. E incluso otros más circunstanciales y, a priori, irrelevantes, como el mismo Fero, sabrán poner su pequeño granito de arena en lo que a la construcción de personajes se refiere. Su presencia e importancia argumental, más allá de que es un claro guiño a pasadas entregas de la franquicia, es completamente residual, pero el gancho de la "nostalgia" y el misterio que parece envolverle logran dotarle de un carisma bastante singular. Y es que son pequeños detalles como estos, y muchos otros, los que hacen ver que de verdad han querido ser mucho más ambiciosos de lo que venía siendo habitual en un estudio como Game Freak. Uno que no ha logrado componer un plantel de grandes y memorables personajes, ni en broma, pero que sí ha acabado conformando uno bastante satisfactorio y agradecido. Mi enhorabuena en ese sentido.

Lamentablemente, si bien sus dos principales premisas argumentales son muy, pero que muy interesantes, la forma de presentarlas y desarrollarlas quizá me ha resultado un tanto decepcionante. Por un lado, el tema de la desconfianza y casi completa desconexión de los humanos con respecto a los pokemon me ha parecido un planteamiento inicial fantástico, pues nunca se había dado en la saga anteriormente y, sin duda, podía dar pie a múltiples situaciones de lo más atractivo. ¿Qué pasa entonces? Pues que nunca se llega a rascar nada más que la superficie, quedándose en el simple temor de unos pueblerinos por unas criaturas que no conocen y la adoración de otros hacia grandes figuras que veneran casi como a dioses. Cierto es que tiene momentos y detallitos bastante reivindicables, pero nunca va más allá. Por otra parte, el tema de las grietas espacio-temporales, junto al anacronismo y misterio de nuestro protagonista o el mismo Arceus, de nuevo se presenta como una buena idea... poco, o incluso mal, aprovechada. Y mira que podría haber dado para una aventura la mar de memorable, pero está visto que el carácter infantil y un tanto simplón del estudio al final ha acabado pasándole factura. Ya solo el hecho de que al comienzo lleguemos a través de una extraña grieta en el cielo a una tierra donde habita una organización de científicos que apenas demostrará sorpresa, desconcierto y/o desconfianza... pues a ver, da que pensar.

Por último, me gustaría hacer una pequeña mención al post-game que se nos plantea en esta entrega. Y es que si bien es cierto que el final principal cumple con lo esperado y no desentona lo más mínimo, lo verdaderamente interesante llega después de los créditos. Además, me parece curioso que ni siquiera intentan "esconderlo" de alguna manera, esperando que sea el propio jugador quien intente descubrir si hay algo más que rascar. No, nada más terminar los créditos despertaremos en nuestra cabaña de Villa Jubileo y se nos propondrá una nueva misión. Una que, ahora sí, plantea un desarrollo y un desenlace bastante más interesante que el de la historia base, al menos desde mi punto de vista. Eso sin contar con que, además, deja una vía abierta para los más curiosos. Una que acabará tornando en un nuevo y definitivo final. Aunque quizá este en concreto me parezca el menos atractivo y rescatable. Sin embargo, se agradece este pequeño plus argumental que se nos presenta tras finalizar el arco principal de la historia, pues tiene cosillas muy interesantes y, por lo general, se descubre como uno de los mejores post-game que haya tenido la franquicia nunca.


La historia parte de una buena premisa, tiene algunos puntos muy interesantes y personajes a destacar... pero la ejecución no siempre es la más adecuada.
...
...
...
...

Ahora sí, toca hablar de lo que verdaderamente todo el mundo espera disfrutar cuando se adentra en un juego de Pokemon, sus posibilidades jugables. Y en ese sentido creo que sobra decir ya que no nos encontramos ante una entrega principal de la saga, sino ante una especie de spin-off mucho más centrado en la exploración y la captura de pokemon. Lo cual les ha servido como perfecta excusa para dotar por fin a la saga de un enorme mundo semi abierto. ¿Pero por qué eso de "semi"? Pues ni más ni menos que por el hecho de haber dividido la región de Hisui en varias zonas que no estarán interconectadas de forma directa para así conformar un gran todo, sino que servirán a modo de pequeños mundos abiertos propios con características y peculiaridades completamente únicas. No solo en el aspecto visual y/o estructural, sino incluso en lo respectivo a los propios pokemon y las diferentes tareas y situaciones que nos iremos encontrando.

Por supuesto, no podremos acceder a todos estos lugares desde el más pronto inicio, sino que a medida que vayamos avanzando en su historia se nos irán desbloqueando todos y cada uno de ellos. Aunque quizá más interesante sea el hecho de que incluso dentro de un mismo mapeado habrá elementos que "bloqueen" ciertas partes del mismo. Ya sea por culpa de un enorme pokemon salvaje que arremeterá contra nosotros nada más vernos, evitando que accedamos hacia una zona que el juego aún no "quiere" enseñarnos, o por la simple orografía del terreno, que no siempre estará de nuestro lado. Aspecto este último que pese a sumar en lo jugable, debido a la progresiva inclusión de ciertos pokemon que podremos usar como monturas y que irán ampliando nuestros horizontes de una forma muy agradecida, quizá falla al presentar unas habilidades motrices un tanto lamentables por parte de nuestro héroe o heroína. Puedo aceptar que cuando caigo al agua el juego se las ingenie para decirme "para, eso no está permitido", pero al menos espero que tenga alguna excusa medianamente aceptable. Ver cómo nuestro personaje parece nadar tranquilamente para acto seguido ahogarse como si le hubiese dado ictus repentino... resulta bastante penoso. Y no creáis que es menos vergonzoso verlo sufrir para subir un pequeño montículo del escenario. Detalles muy tontos y que no afectan en demasía, pero que empañan la experiencia claramente.

Pero bueno, si por algo hemos venido aquí es por los pokemon y por la promesa de centrar gran parte del desarrollo jugable en la investigación de los mismos. Particularidad que, sin duda, cumple sobradamente, aunque quizá no de la mejor forma posible. Es decir, la cantidad de opciones disponibles a la hora de interactuar con los pokemon, capturarlos y profundizar en su propia naturaleza para así completar la pokedex, que al fin y al cabo es nuestra misión principal, es bastante generosa, pero la ejecución no es en absoluto la correcta. Vaya por delante que adoro la idea de perderme por extensas zonas abiertas con el simple objetivo de vagar libremente hasta encontrar hasta el más raro de los pokemon que por ahí habitan, pero ya de inicio no puedo sino lamentar la inexplicable razón que les ha llevado a dotar de una casi total falta de vida y naturalidad a estas geniales criaturas. Ojo, entiendo que por sus grandes dimensiones no podrían hacer algo similar a lo que proponen juegos como los Pokemon Snap, que sin duda deberían haber sido el espejo en que mirarse, pero al menos sí me gustaría haber visto mostrar algo, aunque solo fuese un pequeño gesto de naturalidad, en los pokemon que pululan por el mundo.

Nunca veremos ningún enfrentamiento casual entre dos pokemon salvajes, o algún ataque inesperado a algún NPC que estuviese por ahí pululando. Tampoco les veremos alimentarse de ningún modo, ni comer o simplemente jugar o distraerse con aquello que hay a su alrededor. De hecho, es que ni tan siquiera parece que sean conscientes de lo que los rodea, tan solo limitándose a desplazarse indefinidamente siguiendo un pequeño patrón de movimiento. El único momento en que sentiremos que en verdad son seres vivos y no simples elementos de atrezo será cuando nos acerquemos y entren en alerta ante una posible amenaza, cuando decidan atacarnos o huir ante nuestra presencia, o cuando reaccionen ante alguno de los muchos útiles con los que podremos lanzarles. Por lo demás, casi parecerán objetos inertes. Y ojo, esto no es algo malo per se, pues es algo bastante típico de la mayoría de juegos del estilo. Sin embargo, si planteas una jugabilidad principalmente centrada en el estudio de unas criaturas que supuestamente no conoces y quieres poder catalogar y clasificar adecuadamente... qué menos que darles algo más de vida.


Se agradecen las no pocas opciones de interacción/captura de pokemon, pero... les ha faltado dotarlos de suficiente vida como para que sea interesante investigarlos.

Por suerte, como ya hemos comentado antes, la cantidad de opciones a la hora de interactuar con los pokemon es bastante notable. Podremos usar diferentes tipos de bayas, con las cuales podremos distraerles si acertamos justo en el tipo que les gusta. Podremos lanzar bolas de humo para ocultar nuestro paso y así acercarnos a ellos sin que nos detecten y, por tanto, puedan volverse agresivos o huidizos. Podremos tirarles varios tipos de objetos que servirán para noquearlos temporalmente. Y, por supuesto, podremos también usar todo tipo de pokeballs de variada utilidad. Desde las más simples y clásicas que ya todos conocemos, con sus variantes más poderosas (super, ultra, master). Pasando por unas muy pesadas y que apenas podremos lanzar a un palmo de distancia, pero que tendrán un alto grado de captura si es que logramos lanzárselas a un pokemon desprevenido. Y terminando, entre otras cosillas, por aquellas que prácticamente volarán en línea recta y que resultarán perfectas para atrapar pokemon desde una distancia segura, o principalmente para aquellos que estén en el aire o alguna zona de difícil acceso. Todo ello sin contar la posibilidad de agacharnos para silenciar nuestros pasos o la agradecida reconversión de la hierba alta, que ahora servirá como un perfecto escondite desde el que acechar a nuestras futuras presas.

Tampoco es que sea una locura, pero se agradece el esfuerzo por plantear diversas posibilidades y/o retos a la hora de capturar a los diferentes pokemon. Además, el hecho de poder fabricar todo tipo de objetos de forma manual sin necesidad de tener que visitar la tienda de turno para así comprarlo creo que ha sido un genial aporte, pues no solo nos quita de realizar pesados y continuos viajes de ida y vuelta, sino que además aprovecha la naturaleza más abierta de su mundo para plagarlo de todo tipo de recursos con los que recolectar para así ampliar nuestras opciones de crafteo. Las cuales, además, dependerán de tener la receta correcta, por lo que habrá que ir buscándolas y/o ganándolas a medida que mejoremos nuestro nivel como investigador (al progresar con la pokedex) o completemos las muchas misiones principales y secundarias que se nos irán planteando. Y creedme cuando os digo que hay mucho, pero que MUCHO que hacer. Lástima que, por lo general, los encargos opcionales sean más bien simplones y a menudo aburridos. Alguno que otro habrá interesante, desde luego, pero no serán la norma. A lo cual hay que sumar, retomando el crafteo, que de nuevo vuelve a fallar el juego en algo tan tonto como importante como es el hecho de balancear nuestras opciones de captura con respecto a las inmensas posibilidades que nos plantean. Y es que de qué sirve todo el crafteo, la afinidad de las bayas y diversos comestibles o el uso de habilidades de sigilo si al final del día todo se puede solucionar lanzando una pokeball de nivel alto, lo cual no es que sea especialmente difícil de conseguir a "poco" de empezar. Cuesta creer que no pensasen en ello.

En lo que sí parecen que pensaron, y mucho, es en nutrir al combate, el desarrollo y evolución de los pokemon de una buena cantidad de novedades. Por un lado, no puedo más que destacar la increíble idea de presentar combates contra jefes finales. Sí, como lo oís. Por supuesto, seguirá habiendo enfrentamientos con grandes entrenadores, no muchos eso sí, pero la mayor atención se la llevarán algunos de los pokemon más importantes a nivel argumental. A los cuales nos tendremos que enfrentar en combate singular, pero no de la forma tradicional, sino en tiempo real. Casi como si de un juego de acción se tratase, tendremos que esquivar sus arremetidas, aprender sus patrones y cuidar de no caer en algunas de las trampas del escenario, limando poco a poco su barra de resistencia gracias a unos items especiales que nos entregarán cuando sea necesario, y tratando de reducir su vida, ahora sí, luchando con los pokemon que llevemos encima. Mira que fui crítico en su día con lo que se presentó acerca de Kleavor en los tráilers pre-lanzamiento, pues justo es el primer gran jefe de la aventura y, precisamente, resultaba bastante regulero y quizá demasiado simplón. Sin embargo, a medida que van llegando el resto... la cosa no hace sino mejorar más y más y más, hasta llegar a su cénit en un enfrentamiento secreto que realmente sabrá sacar todo el partido a esta nueva y, sin duda, acertada mecánica.

Volviendo a los enfrentamientos normales y corrientes, los que se decidirán por turnos de toda la vida, la verdad es que he de celebrar no pocas novedades y mejoras en la calidad de vida que, por supuesto, espero que se mantengan en futuras entregas de la franquicia. Por un lado, la posibilidad de que los pokemon dominen ciertos movimientos con el paso del tiempo hará que luego podamos usarlos en combate de tres formas distintas. De forma normal, tal cual se nos presenta desde el primer momento. En modo fuerte, lo cual hará que la potencia del ataque o la efectividad de la habilidad apoyo, cura o lo que toque se vea incrementada de forma notable, aunque debiendo asumir por contra que el siguiente turno de acción nos llegue mucho más tarde, exponiéndonos a que el enemigo pueda hacernos trizas mientras tanto. Y, por consiguiente, en modo rápido, lo cual hará que nos llegue mucho antes el siguiente turno de acción... a costa de que la potencia/efectividad de nuestro movimiento se vea particularmente mermada. Así pues, al solo poder acceder a estos dos estilos de ataque extra haciendo un uso reiterado de cada movimiento, se nos animará a combatir constantemente. Lo cual, de hecho, también servirá para completar ciertas tareas de investigación de la pokedex, gracias a las cuales podrán recompensarnos luego con más recetas y recompensas variadas. Es decir, no solo es interesante, sino que retroalimenta todo el conjunto jugable. Bien hecho.


La nueva gestión de movimientos me ha parecido todo un acierto. Quizá perdiendo algo de "gracia" frente a pasadas entregas, pero bien pensada y ejecutada.

1 - 2
Análisis, Opinion, Leyendas Pokemon Arceus, Game Freak y Switch
EDITADO EL 15-07-2022 / 04:39 (EDITADO 1 VEZ)
Subir
Grupo > Echoes of Fantasy > [Análisis][Switch] Leyendas Pokemon: Arceus

  • Regístrate

  • Información legal
Juegos© Foro 3DJuegos 2005-2022. . SOBRE FORO 3DJUEGOS | INFORMACIÓN LEGAL